¿Quiénes Llegan al Cielo?

0
1453
¿Quiénes Llegan al Cielo?
¿Quiénes Llegan al Cielo?

Visite También Nuestras Secciones, Vida Cristiana y Devocionales

Devocionales Cristianos Para el Diario Vivir

Ante todo, un devocional es un tiempo que usted toma de su día para enfocarse en la persona de Dios ya sea en oración y / o en las verdades bíblicas. Pero primero, prepare su corazón y mente para que Su verdad divina le sea revelada. Segundo, este es un tiempo de quietud que nos sirve para reflexionar, confesar nuestros pecados, examinarnos y adorar a quien merece toda honra y gloria. Finalmente, nuestros devocionales deben estar centrados en la persona de Cristo y buscar movernos hacia una relación más íntima y personal con nuestro Señor.

Sin embargo, tenga cuidado. Porque aunque desde nuestro Ministerio tratamos siempre de utilizar los versículos en su contexto, como cristiano o cristiana, es su deber revisarlo todo.

¿Quiénes Llegan al Cielo?
¿Quiénes Llegan al Cielo?

¿Quiénes Llegan al Cielo?

Tómese un corto tiempo para responder esta pregunta. Usted podrá pensar: «Yo llegaré al cielo porque pertenezco a esta religión». «Porque soy bueno y amo a las personas». «Porque me bautizaron, reconfirmaron y asisto a la iglesia todos los domingos». Pero, de acuerdo a la Palabra de Dios, ¿es esto así? ¿Llegaremos al cielo por lo que nosotros somos, hacemos y / o pensamos? De acuerdo a la Palabra de Dios hay sólo una forma de llegar al cielo.

«Pero a todos los que lo recibieron, les dio el derecho de llegar a ser hijos de Dios, es decir, a los que creen en Su nombre» (Juan 1:12).

Hay entonces una primera pregunta: «¿Cómo recibo a Jesús para cumplir el versículo anterior?». Recibir a Jesús es confesarlo con tu boca y creer en tu corazón que Dios lo levantó de entre los muertos:

  • «Más bien, la Biblia dice: «El mensaje de Dios está cerca de ti; está en tu boca y en tu corazón.» Y ese mismo mensaje es el que les traemos: que debemos confiar en Dios. Pues si ustedes reconocen con su propia boca que Jesús es el Señor, y si creen de corazón que Dios lo resucitó, entonces se librarán del castigo que merecen. 10 Pues si creemos de todo corazón, seremos aceptados por Dios; y si con nuestra boca reconocemos que Jesús es el Señor, Dios nos salvará» (Romanos 10:8-10).

¿Es todo? Sí. ¡¿Y tantos años de esfuerzo personal, de religiosidad, y de ser llevado de un lado para otro, y con sólo abrir mi boca, soy salvo?! Así es. Por eso te invitamos a que hagas esta corta oración de fe. Pero recuerda, ninguna oración salva. Tampoco puedo garantizarte que si la haces, irás al cielo inmediatamente. Lo importante, es entonces, que empieces a creer en Aquel que ya pagó por todos tus pecados.

«Dios Poderoso. Confieso con mi boca a Jesús, Tu Hijo, como mi Señor y mi Dios. Creo con el corazón que Tú lo levantaste de entre los muertos. ¡Escribe mi nombre en el libro de la vida y no lo borres jamás!».

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí